Suele considerarse determinismo a una doctrina según la cual todos y cada uno de los acontecimientos del universo están sometidos a leyes naturales de causalidad.

Desde una perspectiva religiosa, que asigne naturaleza divina a las leyes que rigen el universo, el determinismo puede ser concebido como destino, predestinación o fatalismo.